BAZÁN ES TRASLADADO A LA PRISIÓN DE SAN PEDRO

Este sabado, el juez Sergio Vásquez determinó en la ciudad de Oruro mandó a la cárcel de San Pedro al alcalde Edgar Bazán por la compra irregular de 40.000 mochilas escolares procedentes de China y un daño económico de 2 millones de bolivianos.

La audiencia se instaló a las 19:30 horas del viernes en la habitación 10 de la Clínica Oruro y se extendió hasta las 02:00 horas del sábado con la presencia de representantes del Viceministerio de Transparencia y Lucha Contra la Corrupción, la Procuraduría, el Concejo Municipal, la Fiscalía y la defensa de Bazán y un fuerte resguardo policial.

Inicialmente la audiencia de medidas cautelares, fijada para las 15:00 del viernes, fue suspendida ante la ausencia del alcalde, quien argumentó “estrés” para internarse en un centro médico, pero fue declarado rebelde y se ordenó su aprehensión.

Horas más tarde fue aprehendido en la Clínica Oruro; sin embargo, la autoridad judicial determinó llevar adelante la audiencia ahí mismo.

El fiscal departamental Mario Rocha explicó que el Ministerio Público demostró la participación de Bazán en ese caso que data de 2016.

Este sábado al medio día, Bazán fue trasladado al penal de San Pedro para cumplir la determinación del juez.

“Cumpliré como cualquier ciudadano, sin privilegios”, manifestó minutos antes de salir del centro médico, recalcando que se defenderá desde la cárcel para demostrar su “absoluta inocencia”.

Rocha anunció la ampliación del proceso contra el proveedor de las mochilas chinas, Marco Murillo, y todos los miembros de la comisión de contratación del municipio.

El fiscal apuntó que la imputación contra Bazán es por los delitos de incumplimiento de deberes y contratos lesivos al Estado y dijo que también se ha solicitado la incautación de los bienes patrimoniales de dicha autoridad.